Podemos Cantabria

PP, PSOE y PRC tratan de blanquear en una Comisión su pésima gestión de la sanidad cántabra

PP, PSOE y PRC tratan de blanquear en una Comisión su pésima gestión de la sanidad cántabra

PP, PSOE y PRC tratan de blanquear en una Comisión su pésima gestión de la sanidad cántabra

Podemos exige al Gobierno que traslade a la Fiscalía todas las irregularidades, incluidas las del contrato público privado de Valdecilla

Podemos Cantabria ha criticado la actitud del Partido Popular, Partido Socialista y PRC en la comisión de Sanidad del Parlamento, que han tratado de blanquear su pésima gestión en la sanidad cántabra. Alberto Bolado, diputado de la formación morada, ha lamentado la opacidad y tratos de favor que se ha impuesto en sanidad de Cantabria en detrimento de su calidad y en perjuicio de la ciudadanía cántabra.

Además, el diputado ha exigido al Gobierno cántabro que lleva a la Fiscalía todas las irregularidades, incluidas las del contrato público privado de Valdecilla, que fueron reconocidas por el actual gerente, Julián Pérez, en el transcurso de la Comisión de Sanidad que se ha celebrado esta mañana a petición de Podemos Cantabria.

En este sentido, Bolado ha señalado que César Pascual, secretario de Sanidad de la Ejecutiva del Partido Popular en Cantabria y exgerente de Valdecilla, vino desde Madrid, traído por la entonces consejera de Sanidad, Maria José de Buruaga (PP), en julio de 2011, con el objetivo de importar el sistema de privatización de la sanidad madrileña. Pascual, que ayer fue cesado en su puesto de director general de Coordinación de la Asistencia Sanitaria en la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, está imputado por favorecer a Ferrovial en un contrato de ambulancias de la Comunidad, por lo que desde Podemos tenemos sospechas fundadas de que haya podido favorecerla también en la adjudicación del contrato público privado de Valdecilla, que ha servido para desmontar nuestra sanidad. Además, el diputado ha recordado que el exgerente claramente tiene intereses familiares en la empresa, ya que su hija trabaja en ella. Para Bolado, “si el PP de Cantabria si tuviese la más mínima decencia también le cesaría y suspendería de militancia. Pero el gobierno no hace nada”. “Es más, asevera, “si no fuese por la fiscalización de

Podemos e e Izquierda Unida, que lo llevó a la justicia, no conoceríamos nada de nada en sede parlamentaria”.

Alberto Bolado ha lamentado que las comparecencias del gerente del SCS y del subdirector de Gestión Económica, Javier González, “no han servido para nada porque no se han contestado a las preguntas concretas” lo que demuestra, una vez más, “la opacidad de los partidos que gobiernan en Cantabria”.

Para luchar contra esta falta de transparencia, desde Podemos se mantendrá una postura beligerante “fiscalizando por completo las actuaciones que se están llevando en materia de contrataciones y en otros ámbitos de la sanidad de Cantabria”.