Podemos Cantabria

Podemos logra que el lobo deje de ser especie cinegética

Podemos logra que el lobo deje de ser especie cinegética

Podemos ha manifestado hoy su gran satisfacción porque haya sido aprobada su propuesta de resolución para volver al consenso alcanzado en torno al Plan del Lobo con las organizaciones conservacionistas, ganaderas y la federación de caza, por la que el animal dejaba de ser especie cinegética.

La propuesta recibió los votos favorables de los partidos que conforman el Gobierno, PRC y PSOE, así como del diputado Rubén Gómez y supone, según explican desde Podemos, “la vuelta a un consenso alcanzado en la Mesa del Lobo que jamás se debió perder”. Un consenso que gracias a la insistencia de Podemos hoy vuelve a la senda de la que nunca debió salir: la de proteger al animal en equilibrio con el mundo rural”.

Así mismo, desde Podemos esperan que el Gobierno “deje de dar bandazos ideológicos en un tema tan sensible, no se deje llevar por las presiones y no dé marcha atrás, como ya lo hizo en la inauguración del Año Santo Jubilar”.

Podemos Cantabria fue la primera formación del parlamento en mostrar su apoyo público a la mesa del lobo y desde entonces ha mantenido una postura firme en apoyo de esta iniciativa como ya defendió en mayo del pasado año una propuesta en la que pedía al Gobierno que diese marcha atrás en su decisión de mantener al lobo como especie cinegética y respetase los acuerdos alcanzados por la sociedad civil. Un acuerdo apoyado por ganaderos, ecologistas, cazadores y cuatro de los cinco grupos presentes en la cámara cántabra. Entonces, el Gobierno sacrificó aquel consenso para “comprar un poco de paz social de una minoría”.

La formación morada recuerda que el acuerdo alcanzado en la Mesa del Lobo fue calificado de histórico por el propio consejero a pesar de lo cual este no dudó en dinamitarlo de manera unilateral al dar marcha atrás y mantener al lobo como especie cinegética, rompiendo de esta forma el consenso alcanzado y traicionando a los colectivos sentados en esta mesa, que era precisamente el principal punto fuerte del plan.

Desde Podemos consideran especialmente grave el hecho de que a pesar de que los daños del lobo fueron la principal excusa esgrimida por el gobierno para cargarse el consenso del plan del lobo, estos siguen sin pagarse y acumulan retrasos intolerables que ponen en peligro la continuidad de la actividad de cientos de ganaderos cántabros. Estos retrasos, unidos a la decisión del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria de suspender las cacerías sin autorización escrita en tanto se resuelve la demanda presentada por Ecologistas en Acción, explican en opinión de Podemos la marcha atrás del gobierno.

Además, esperan que esta decisión sea definitiva y sirva para sentar de una vez las bases para una gestión del lobo basada en el conocimiento científico y el consenso entre las partes implicadas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies